Home / Curiosidades / Anatomía de un blog

Anatomía de un blog

anatomia de un blog

En Internet hay millones de páginas web.
Google, el buscador más usado en España, afirma que indexa un billón de páginas.
Para Google, como para cualquier otro buscador generalista, una “pagina” es cualquier contenido de una web corporativa, institucional o de un medio de comunicación online.
No obstante, mas allá de estos canales más tradicionales, también son “paginas” las personales, los blogs y cualquier otro contenido generado por el usuario.

Google indexa por igual todas estas páginas, por lo que no te habrá sorprendido encontrarte con algún blog en tus últimas búsquedas.
La mayoría de los usuarios no distingue entre una página web y un blog, aunque sus diferencias son fáciles de identificar.
Lo que hace diferentes a los blogs en comparación con las páginas web es que sus lectores pueden añadir comentarios a las opiniones del autor.
Publicar un post sobre un tema es en realidad una invitación para que quienes visitan el blog puedan continuar la conversación enriqueciendo el debate con nuevos puntos de vista.

Los blogs se pueden personalizar al gusto de cada usuario, aunque su diseño tiene elementos comunes que vienen dados por la plataforma o el gestor de contenidos que utilizan. Hay tres elementos básicos que forman un blog, muy útiles para identificarlos visualmente:

  1. La cabecera (header). Suele incluir una imagen o logotipo, el nombre o titulo y la descripción o tagline del blog.
  2. La barra lateral (sidebar). Incluye el archivo de post agrupado por meses, la lista de categorías y/o de etiquetas (tags), una serie de enlaces a otros blogs recomendados (blogroll) y las opciones de sindicación (RSS, XML o por mail).
    También puede contener otros elementos como el perfil del blogger, un buscador y diversas acreditaciones del blog, así como botones de pertenencia a algún directorio, la licencia de uso de los contenidos o algún icono de estadísticas.
    Algunos diseños incluyen dos barras (una adicional para incluir publicidad), mientras que otros que organizan esta información horizontalmente al pie del blog (footer), donde también suelen tener cabida los créditos de éste, es decir, el nombre de la plataforma y de la plantilla que utiliza.
  3. El contenido. Donde se encuentran los artículos o post ordenados de forma cronológica inversa.
    En cada post se pueden identificar el titulo, la fecha de publicación, el nombre del autor, las categorías y/o etiquetas bajo las que se archiva, el número de comentarios hasta el momento y una URL única que identifica cada uno de los artículos (permalink)

Compruebe También

El blog como herramienta profesional

El ser humano es sociable por naturaleza por lo que es lógico que también se …